Facebook
Twitter
Youtube
Flickr
Linkedin
Instagram
SoundCloud
Newsletter
Contacto
Inicio / Actividades / Semana del Corazón / Semana del Corazón 2008 / Madrid / Mesa redonda sobre las unidades de rehabilitación cardiaca
En España se producen 68.500 infartos de miocardio cada año, siendo más frecuentes en Andalucía, Extremadura y Levante que en las Comunidades del norte.

La rehabilitación cardiaca prolonga la vida a largo plazo tras un infarto de miocardio, disminuye los reingresos hospitalarios y mejora significativamente la calidad de vida.

Durante la Semana del Corazón se abordan, en mesas redondas y conferencias, temas tan actuales y controvertidos como la mejora de la atención después de un infarto, la estrecha vinculación entre actividad física y salud cardiovascular o la relación entre cardiopatía aterosclerosa y actividad sexual.

Con el objetivo de hacer llegar a la población general información sobre su salud cardiovascular, durante la celebración de la XXIV Semana del Corazón, organizada por la Fundación Española del Corazón (FEC), tienen lugar una serie de conferencias y mesas redondas que abordan temas tan actuales como la mejora de la atención después de un infarto agudo de miocardio (IAM), la estrecha vinculación que se establece entre actividad física y salud cardiovascular, el efecto que tiene la cardiopatía aterosclerosa sobre la vida sexual o la situación de la cardiopatía isquémica en la mujer española.

¿Se puede mejorar el pronóstico tras un IAM?

“El infarto de miocardio marca un antes y un después en la vida de una persona”, asegura el Dr. Manuel Abeytua, presidente del Grupo de Trabajo de Tabaquismo de la Sociedad Española de Cardiología (SEC). Por eso, tan importante como acelerar al máximo el traslado del paciente al centro hospitalario es atender y preparar física y psíquicamente a las personas que consiguen superar con éxito este evento agudo.

Por ello, los expertos exigen la instauración en los centros hospitalarios de Unidades de Rehabilitación Cardiaca, que “faciliten el cambio de los hábitos de vida de las personas que han sufrido un infarto de miocardio”, demanda el Dr. Abeytua. Según los expertos, la rehabilitación cardiaca prolonga la vida a largo plazo tras un infarto de miocardio, disminuye los reingresos hospitalarios y mejora significativamente la calidad de vida.

En otros países europeos como Suecia son tratados el 90% de los pacientes tras un infarto de miocardio; en Alemania, Austria, Bélgica y Francia entre el 50 y 60%. En España, incluida la Comunidad de Madrid, son tratados y seguidos después de un infarto menos del 3% de los pacientes.

Entre otras funciones, estas Unidades, apunta el Dr. Abeytua, “permiten reducir los factores de riesgo, tratan otros problemas secundarios al infarto (como alteraciones en la sexualidad), informan sobre la alimentación y ayudan a variar los hábitos alimenticios, facilitan la reinserción laboral y procuran integración de estas personas en grupos para favorecer la continuación de lo aprendido y practicado en la rehabilitación cardiaca”.
Junto a esta medida, añade este experto, “para mejorar el pronóstico de estos pacientes es precisa la centralización de la atención del infarto agudo en hospitales con angioplastia primaria, para que la mayor parte de la población pueda beneficiarse de este procedimiento”.

Asimismo, recuerda el Dr. Abeytua, “el 40% de las personas con infarto agudo de miocardio fallecen antes de llegar al hospital y la mayoría de ellas como consecuencia de una arritmia rápida que produce parada cardiaca”. En su opinión, “queda pendiente concienciar aún más a la población para que acuda lo antes posible a un centro sanitario, y son necesarias campañas sistematizadas de enseñanza a la población sobre cómo realizar maniobras básicas de resucitación cardiopulmonar mientras acuden a los servicios de emergencia”.
El pronóstico también varía según el comportamiento de cada persona tras salir del hospital. A los cinco años del infarto, quienes no dejan de fumar duplican su riesgo de fallecer. “Es fundamental para el pronóstico el tipo de vida tras el infarto: bajar los niveles de colesterol, que los obesos pierdan peso, practicar actividad física, seguir una alimentación adecuada, controlar la tensión arterial y la diabetes...”, aconseja el Presidente del Grupo de Trabajo de Tabaquismo de la SEC.

De interés general

Pero también en esta Semana del Corazón se celebra una mesa redonda sobre actividad física y corazón, tratando de destacar la estrecha vinculación que existe entre la falta de ejercicio y el riesgo de padecer una enfermedad cardiaca. “La actividad física está recomendada en todas las personas, sanas o con un trastorno cardiovascular”, apunta el Dr. Manuel Abeytua.

La situación actual en la que se encuentra la cardiopatía isquémica en la mujer española es objeto de otra conferencia. En esta presentación se recordará que es un mito que el infarto de miocardio sea una enfermedad de los hombres. Por término medio, en las mujeres aparece unos 10 años más tarde, pero a partir de la menopausia las cifras se igualan; además, se sabe que habitualmente las mujeres llegan al hospital más tarde que los hombres, lo que conlleva graves consecuencias. Entre otros motivos, esto es así, según el Dr. Manuel Abeytua, porque “las clásicas señales de alarma son distintas en el hombre y la mujer; el típico dolor de pecho que se produce durante un infarto es menos frecuente en las mujeres, mientras que en ellas es más habitual la sensación brusca de falta de aire, acompañada o no de molestias ligeras o dolor en el pecho”.

CardioEspacio, una visita obligada

Uno de los retos de la Fundación Española del Corazón es aumentar la concienciación social sobre los factores de riesgo que favorecen las enfermedades cardiovasculares, así como fomentar los hábitos de vida cardiosaludables que, además de ser muy satisfactorios a nivel personal, son enormemente eficaces en la prevención de las enfermedades cardiovasculares, tanto en quien todavía no las ha padecido como en los que sí.

En este contexto, CardioEspacio es una propuesta interactiva para mejorar el conocimiento de los factores de riesgo cardiovasculares; los asistentes podrán hacer un recorrido conceptual que les proporciona información sobre cómo prevenir las enfermedades cardiovasculares y controlar los factores de riesgo cardiovascular. Este recorrido ha despertado clásicamente el masivo interés de los asistentes, “y así lo certifica la excelente acogida que ha tenido en previas Semanas del Corazón, por lo que los organizadores de este año no han dudado en incluirlo de nuevo”, tal y como afirma el Dr. Abeytua.
El CardioEspacio es un macroespacio cardiosaludable en el que se desarrollan iniciativas capaces de sensibilizar y educar en la prevención del riesgo cardiovascular. Esta iniciativa nace dentro del proyecto CardioAlert, campaña para la sensibilización y prevención ante las enfermedades cardiovasculares que ha sido impulsada por Bayer HealthCare y organizada y coordinada la Sociedad Española de Cardiología (SEC), la Fundación Española del Corazón (FEC), la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (SemFYC) y la Sociedad Española de Farmacia Comunitaria (SeFAC). Además cuenta con el aval de las administraciones y de las principales asociaciones de pacientes.