Facebook
Twitter
Youtube
Flickr
Linkedin
Instagram
SoundCloud
Newsletter
Contacto

A continuación vamos a repasar algunos de los medicamentos que se utilizan más frecuentemente para tratar los trastornos cardiovasculares. Hay que reiterar que la prescripción de estos fármacos es siempre responsabilidad del cardiólogo, y que los pacientes nunca deben hacer modificaciones en sus tratamientos sin consultar previamente con el especialista médico que esté llevando su caso.

Arritmias

La arritmia más frecuente es la fibrilación auricular. Su tratamiento incluye:

  • Fármacos para controlar el rimo cardiaco o mantener el ritmo sinusal:
    • Betabloqueantes. Controlan la frecuencia cardiaca en reposo y en ejercicio
    • Digoxina. Controla la frecuencia cardiaca y mejora la contractilidad del corazón en casos de insuficiencia cardiaca
    • Amiodarona. Mantiene el ritmo normal del corazón (sinusal) y evita arritmias
    • Flecainida. Mantiene el ritmo sinusal en pacientes sin cardiopatía estructural asociada
    • Diltiazem: controla la frecuencia cardiaca
  • Anticoagulantes o antiagregantes para evitar fenómenos tromboembólicos

La taquicardia ventricular es una alteración del ritmo cardiaco potencialmente maligna. Se tratamiento varía según la causa que la origina, pero generalmente se recurre a la implantación de un desfibrilador implantable (DAI), y otras veces, con amiodarona o betabloqueantes.

La taquicardia paroxísica supraventricular es una arritmia producida por el paso de la conducción eléctrica del corazón por una vía extra o mecanismo de reentrada que hace que el pulso se acelere. Se tratan con los medicamentos arriba mencionados o con una ablación eléctrica.

Prótesis Valvulares

Se implantan cuando las válvulas del corazón no funcionan bien porque están más estrechas (estenóticas) o no cierran bien (insuficiencia). Requieren el siguiente tratamiento:

  • Cuando son artificiales precisan anticoagulación de forma indefinida
  • Si son biológicas, sólo antiagregación

En los dos casos se debe hacer profilaxis de endocarditis infecciosa.


Prolapso mitral

Se trata de un defecto de la válvula mitral que hace que esté más engrosada e insuficiente. Esta insuficiencia precisa cirugía cuando se hace severa, reparándose la válvula o sustituyéndola por una prótesis. En el primer caso se requiere antiagregación. En el segundo, anticoagulación.


C. Congénitas

Dependiendo del tipo de cardiopatía congénita, el tratamiento necesitará diuréticos, vasodilatadores, betabloqueantes, antiarritmicos, IECAs o ARAs. Y en algunos casos, incluso hay que recurrir a la cirugía o la implantación de desfibrilador (DAI).


Trasplante

Los pacientes sometidos a un trasplante cardiaco necesitan de por vida medicación inmunosupresora: corticoides, ciclosporina, azatriopina, tacrolimus.


 

Date de alta a la newsletter de la Fundación Española del Corazón y recibe un ejemplar gratuito del e-book “Pregunta al experto“

Respetamos tu privacidad y no compartiremos tus datos.