Facebook
Twitter
Youtube
Flickr
Linkedin
Instagram
Pinterest
SoundCloud
SlideShare
RSS
Newsletter
Contacto
Inicio / Comunicación / Notas de prensa / La prevalencia de enfermedades cardiovasculares aumenta más de un 20% en invierno

Durante las fechas navideñas, la temperatura suele descender notablemente en la mayoría de lugares de España. Por ello, la Fundación Española del Corazón (FEC) quiere recordar las inconveniencias que puede conllevar el frío para la salud de nuestro corazón, y especialmente para la de aquellos que tienen factores de riesgo cardiovascular, las personas de edad avanzada y las que ya han padecido o padecen una enfermedad cardiaca.

Y es que con el frío invernal, no sólo corremos el riesgo de coger un resfriado, sino que ante temperaturas bajas, nuestro corazón también se resiente. Así lo demostró un estudio realizado por investigadores del London School of Hygiene & Tropical Medicine (LSHTM), en Reino Unido, y publicado en la revista especializada 'British Medical Journal'. El estudio analizó a los 8.010 pacientes ingresados por ataque al corazón durante 2003 y 2006, y se relacionaron los eventos cardiacos con la variabilidad de temperaturas diarias registradas en Inglaterra y Gales.

Tras ajustar factores como la contaminación del aire, la actividad gripal, la estacionalidad y las tendencias a largo plazo, el estudio desveló que la reducción de un grado centígrado en la temperatura media diaria estaba asociada a un incremento acumulado del 2% en el riesgo de ataque al corazón durante un periodo de 28 días. Así, se detectaron 200 infartos más que en épocas con temperaturas más altas.

El aumento de los eventos cardiovasculares durante los días de invierno, no sólo es consecuencia directa del descenso de la temperatura, si no que se debe, especialmente, a las infecciones del tracto respiratorio, cuya prevalencia aumenta en estos días, y cuyos efectos van muy asociados al agravamiento de la insuficiencia cardíaca, eventos isquémicos, u otras enfermedades del corazón.

La Dra. Almudena Castro, presidenta de la sección de Cardiología Preventiva y Rehabilitación de la Sociedad Española de Cardiología (SEC) y cardióloga del Hospital Universitario La Paz, de Madrid, apunta que “durante el invierno, y más concretamente en fechas cercanas a la Navidad, las enfermedades coronarias tienden a aumentar en un 10% debido a la bajada de temperaturas. Por ello, aquellos que padecen algún tipo de cardiopatía deben tomar todas las precauciones posibles durante esta época del año: vacunarse de la gripe en otoño y del neumococo cuando tienen indicación, tomar la medicación correctamente, abrigarse bien cuando se salga a la calle y no hacer excesos en la dieta ni fumar durante las fiestas navideñas".

Con motivo de la reciente entrada a la época invernal, la FEC quiere lanzar un mensaje de prevención a todas aquellas personas que sean más vulnerables a las bajadas de las temperaturas, recomendándoles que se resguarden del frío, usen ropa de abrigo cuando deban salir de casa, se mantengan alerta a las indicaciones que dan las autoridades y que, en caso de mucho frío, no salgan a la calle a menos que sea necesario.